INFORMACIÓN

Papeles del Psicólogo es una revista científico-profesional, cuyo objetivo es publicar revisiones, meta-análisis, soluciones, descubrimientos, guías, experiencias y métodos de utilidad para abordar problemas y cuestiones que surgen en la práctica profesional de cualquier área de la Psicología. Se ofrece también como foro para contrastar opiniones y fomentar el debate sobre enfoques o cuestiones que suscitan controversia.

PAPELES DEL PSICÓLOGO
  • Director: Serafín Lemos Giráldez
  • Difusión: (Noviembre 2013)
         Media de difusión: 57.900 ejemplares
  • Periodicidad: Enero-Abril | Mayo-Agosto | Septiembre-Diciembre
  • ISSN: 0214 - 7823
  • ISSN Electrónico: 1886-1415
CONTACTO
  • Dirección: c/ Conde de Peñalver 45, 5º
    28006 Madrid
  • Teléfono: 91 444 90 20
  • Fax: 91 309 56 15
  • Email: papeles@cop.es

contenido contenido


Diciembre, nº 7, 1982.

VOL . Nº7

LA FORMACIÓN UNIVERSITARIA DE LOS PSICÓLOGOS

Editorial

EN BUENA HORA

La Junta de Gobierno

A fondo

LA FORMACIÓN UNIVERSITARIA DEL PSICÓLOGO

Alfredo Fierro

CONTESTACIÓN DE ISIDORO DELCLAUX

Isidro Delclaux

CONTESTACIÓN DE JUAN DELVAL Y VÍCTOR GARCÍA-HOZ

Juan Delval y Víctor García-Hoz

CONTESTACIÓN DE V. HERNÁNDEZ ESPINOSA

V. Hernández Espinosa

CONTESTACIÓN DE MIGUEL SIGUAN

Miguel Siguan

CONTESTACIÓN DE MARIANO YELA

Mariano Yela

CONTESTACIÓN DE LAS ESTUDIANTES ROSA MARÍA REBOLLO, SILVIA MARTÍNEZ, MARÍA TERESA MARTÍN Y MARÍA JOSÉ GONZÁLEZ

Rosa María Rebollo, Silvia Martínez, María Teresa Martín y María José González

HACIA UN NUEVO PLAN DE ESTUDIOS

Francisco Asís Blas Aritio

UNA APORTACIÓN DE LA PSICOLOGÍA DE LA INTERVENCIÓN AL REPLANTEAMIENTO DE LOS ESTUDIOS DE PSICOLOGÍA EN ESPAÑA

Ramón Bayés

Reflexiones

LA MUERTE DE ANA (ANTÍGONA)

Antonio García de la Hoz

Antígona, antes de traicionar los vínculos del parentesco, prefirió morir en la tumba de Los Labdácidas, de quienes descendía. Se enterró en vida por negarse a cumplir una orden de su rey Creonte, que prohibía dar sepultura a su hermano Polinices, por haber éste incitado a los extranjeros contra su patria Tebas. Ella, en un gesto que colocaba los lazos de sangre por encima de las órdenes políticas, escogió el ostracismo del encierro en vida, antes de negarse a obedecer otras órdenes que iban en contra de un deber sagrado: dar sepultura a los muertos, especialmente si eran parientes. Se ahorcó en el mausoleo familiar.

Ana Freud dejó de existir a los 86 años de edad, en su casa de Londres, en el barrio de Hampstead, en el 20 Maresfield Gardens, la casa donde murió su padre, que es como un sudario de reliquias de quien fue el fundador del Psicoanálisis. Murió el nueve de octubre pasado, dejando atrás una vida dedicada al mundo infantil, al estudio modesto y al trabajo en el silencio que tanto sorprende si se lo compara con la turbulenta trayectoria de su padre. Ana Freud ha seguido el mito hasta el final. Ha cumplido con los hilos que el destino había tejido para ella. Su vida ha estado marcada por la fidelidad a unos patrones consanguíneos que nunca violentó. Ha sido el transcurrir de una existencia consagrada en cuerpo y alma a un objetivo: mantener -íntimamente, emocionalmente, silenciosamente- la librea de su padre.

Antígona, antes de traicionar los vínculos del parentesco, prefirió morir en la tumba de Los Labdácidas, de quienes descendía. Se enterró en vida por negarse a cumplir una orden de su rey Creonte, que prohibía dar sepultura a su hermano Polinices, por haber éste incitado a los extranjeros contra su patria Tebas. Ella, en un gesto que colocaba los lazos de sangre por encima de las órdenes políticas, escogió el ostracismo del encierro en vida, antes de negarse a obedecer otras órdenes que iban en contra de un deber sagrado: dar sepultura a los muertos, especialmente si eran parientes. Se ahorcó en el mausoleo familiar.

Ana Freud dejó de existir a los 86 años de edad, en su casa de Londres, en el barrio de Hampstead, en el 20 Maresfield Gardens, la casa donde murió su padre, que es como un sudario de reliquias de quien fue el fundador del Psicoanálisis. Murió el nueve de octubre pasado, dejando atrás una vida dedicada al mundo infantil, al estudio modesto y al trabajo en el silencio que tanto sorprende si se lo compara con la turbulenta trayectoria de su padre. Ana Freud ha seguido el mito hasta el final. Ha cumplido con los hilos que el destino había tejido para ella. Su vida ha estado marcada por la fidelidad a unos patrones consanguíneos que nunca violentó. Ha sido el transcurrir de una existencia consagrada en cuerpo y alma a un objetivo: mantener -íntimamente, emocionalmente, silenciosamente- la librea de su padre.


Experiencias

LOS EQUIPOS TECNICOS EN LOS TRIBUNALES DE FAMILIA

ISABEL ALAMEDA FERNANDEZ, JULIO LILLO JOVER, BLANCA GONZALEZ DE LARIO, MARIA LUISA LOPEZ GONZALEZ, VICENTE-JOSE IBAÑEZ VALVERDE, PILAR DE LUIS CABARGA, VICENTE JIMENEZ CARDONA, CONSUELO SALCEDO CONTRERAS

Una vez publicada la revista, el texto integro de todos los artículos se encuentra disponible en
www.papelesdelpsicologo.es